en Comunicación

Cómo detectar el plagio online; herramientas anticopia

El plagio online es una preocupación de muchos bloggers y creadores de contenido. La legalidad algo esquiva de Internet se presta a que haya gente con pocos escrúpulos que copie tu contenido sin consultarte e incluso quitándote todo el crédito. Vamos a ver formas y herramientas de detectar el plagio online de tus contenidos.

cómo detectar el plagio online

Cuando te dedicas a la comunicación, los textos son una parte a mimar al detalle. Ya seas tú el redactor o coordines textos de otros en una estrategia de marketing de contenido, tienes que cuidar que esos textos sean atractivos, eficaces y cómo no, originales. Pero ¿qué ocurre cuando no son tan originales como pensábamos?

Seguramente has oído que Google es muy listo, que sabe detectar los plagios y eliminarlos de las búsquedas y que incluso cuenta con algoritmos como Panda para penalizar a los infractores. Todo eso está muy bien, pero Google no es infalible. Y como tengamos la mala suerte de que un blog con mayor autoridad nos robe contenido y consiga indexarlo antes que nosotros, estaremos en problemas.

En efecto, alguien podría estar copiando tu contenido sin que tú te enteres y haciéndote parecer a ti el copión. Internet es enorme y mientras lees esto, puede que haya un blogger apropiándose de tus mejores posts e ideas y llevándose por ello un reconocimiento, de prestigio y monetario, que te pertenece. Robándote a la cara, vaya.

Entonces, ¿cómo saber si me copian contenido?

 

Herramientas antiplagio

Un plagio no se puede prevenir. Sí, hay trucos que dificultan que te puedan copiar el texto por ejemplo deshabilitar el Ctrl+C/Ctrl+V en una web. Pero eso son niñerías en las que no deberías invertir tu tiempo. Cualquiera sabe copiar tu contenido desde el código fuente.

De modo que, para evitar un plagio, lo primero que hay que hacer es conocer que se produce. Puede que alguien de tu entorno, personal o profesional se de cuenta y te avise, pero lo suyo es que tú te preocupes de chequear que no hay artículos sospechosamente parecidos a los tuyos pululando por la red.

Vamos a detectar el plagio online sirviéndonos de cualquiera de las muchas herramientas que existen. Yo he cerrado un listado de 5 herramientas antiplagio que considero más interesantes, bien por fiabilidad o facilidad de uso.

Copyscape

Quizá la herramienta líder para detectar el plagio online. Su uso es muy fácil, tan sólo copiar el enlace de un artículo y buscar. Tiene una versión gratuita que permite analizar 8 artículos por día y también tiene un límite de resultados, pero nos valdrá para rastrear copias de nuestro blog.

Si trabajamos con textos de forma más industrial o hemos detectado que los plagios son un gran problema para nosotros, la herramienta premium elimina esas limitaciones y además permite establecer alertas, copiar trozos de texto y un análisis en mayor profundidad.

Plagiarisma

Es otro de los más usados. Es gratuito, sencillo y permite un uso online o como aplicación de escritorio y requiere registro. Te permite buscar en diferentes buscadores fragmentos de texto, subir un archivo de tipo .DOC o .PDF, así como pegar un enlace. De modo que podemos cubrir un amplio espectro de plagios, no sólo copia entre blogs, sino también de documentos, trabajos académicos, etc.

Grammarly

Esta opción es un 2 en 1, recomendada sobre todo si te dedicas a los textos en inglés, pues su principal función es la de ser un potente y didáctico corrector online. Por supuesto, también incorpora un análisis de plagio mostrando enlaces donde ha encontrado coincidencias. Cuenta también con extensiones de navegador. De nuevo, tiene versión gratuita bastante limitada y otra de pago.

The Plagiarism Checker

Integrado en la web de utilidades Small SEO Tools, Plagiarism Checker permite pegar un texto corto o cargar un archivo. Una característica interesante es que deja excluir URLs, con lo que puedes filtrar tu búsqueda mejor. También ofrece una función de alertas por e-mail por si alguien publica un contenido igual al que buscaste.

Google (y Scholar)

Algunas de estas herramientas para detectar el plagio online buscan también en Bing o Yahoo, pero ya se sabe que Google manda. Por tanto, si queremos buscar si tenemos duplicados en Google, ¿por qué no buscarlo en Google?

Es tan fácil como insertar una frase o párrafo entre comillas y ver qué pasa. Podemos jugar con otros parámetros de Google para refinar la búsqueda. Es la forma más directa de buscar plagios literales. Si en vez de artículos de blog, queremos buscar plagios en textos académicos, recurriremos a Google Scholar.

 

simpsons copypaste meme

Retrato robot del plagiador medio.

Si usas estas herramientas y has detectado un plagio, lo primero es darte la enhorabuena: si te han copiado, es porque tu contenido lo vale. Ahora sólo te queda ponerte manos a la obra para arreglarlo. Contacta con el infractor y pídele que retire esa copia de tu contenido. Seguramente la cosa acabe ahí, felizmente. No obstante habrá casos más difíciles sobre los cuales pronto te ofreceré más claves para rectificar y evitar los plagios.

Por último, no caigas en el error de pensar que porque tu blog es modesto o tus textos no se viralizan nadie te está copiando. Chequea periódicamente, con las herramientas citadas, que tu contenido esté sano y libre de parásitos.

 

Deja un comentario

Comentario

    • Hola Néstor, me alegro de que te puedan servir.
      El plagio es una realidad que está ahí y efectivamente, hay que estar preparado por si acaso.

      Un abrazo

  1. Muchas gracias por tu publicación. Solo estoy escogiendo un corrector de plagio ahora para probar mi trabajo por plagio. Escuché que Unicheck tampoco está mal. ¿No has oído hablar de él?