en Cine

Netflix España ya es una realidad. ¿Y ahora qué?

Ha llegado Netflix a España. El servicio internacional más popular de televisión a la carta por fin alcanza el sur de Europa. ¿Será Netflix la panacea audiovisual que acabe con la piratería? ¿O, como decían los más agoreros, habrá llegado tarde y mal? Yo lo estoy probando y aquí te ofrezco mi opinión e impresiones basadas en esta experiencia.

netflix españa, impresiones

El pasado 20 de octubre, Netflix, el gigante de la televisión a la carta (VOD) llegó por fin a España tras sentar nuevos estándares de consumo en medio mundo. Muchas eran las ganas por probar este servicio y más en un mercado como el español que siempre se dice que está muy afectado por la piratería. ¿Y no será que no hay más opción?, nos preguntábamos muchos. Sea como sea Netflix ya está aquí y pronto disiparemos las dudas.

Qué podemos encontrar en Netflix España

Netflix España se ha lanzado con un catálogo muy limitado, pero que parece un buen equilibrio para probar la plataforma teniendo suficientes alicientes, aún confiando en su rápido crecimiento. Aunque voy a desglosar por formatos, aquí puedes leer la lista de títulos disponibles a fecha de lanzamiento.

El rango de precios varía con tres opciones entre los 8 y los 12 euros en función de cuantos dispositivos y qué calidad de imagen necesites. En principio parece una oferta bastante económica respecto a otros servicios, como después compararemos. Pero lo mejor es que tienes un mes de prueba gratis y sin compromiso de permanencia, que es cómo yo lo he estado probando antes de hacer este artículo.

Series

Podríamos decir que las series se han convertido en el producto audiovisual estrella de nuestros tiempos. En ello ha tenido mucho que ver la propia Netflix y el canal estadounidense HBO (que, tristemente, no podremos ver en Netflix), sin desdeñar tampoco la producción británica.

En este sentido, el lanzamiento de Netflix viene protagonizado por un nutrido catálogo de series, algunas de creación propia. Podemos destacar Daredevil, Homeland, Sons of Anarchy, Padre de Familia, The IT Crowd, Dexter o Black Mirror entre muchas otras. Tampoco vamos a negar que hay muchas para hacer bulto y de calidad distraída.

Algo interesante de las primeras impresiones fue ver como las primeras temporadas de House of Cards u Orange is the New Black sí están en Netflix España. La sorpresa viene porque los derechos de emisión de estas series los tiene actualmente en España Movistar+, donde podemos ver las últimas temporadas. Todo apunta pues, a que cuando el contrato acabe, estos derechos se los quede Netflix y podamos verlos también en España.

En este punto, cabe señalar que las series no se publican en Netflix según los capítulos salen a la luz, sino de golpe, ya que se negocia su aparición en la plataforma por temporadas. Así que hay que olvidarse de ver el último capítulo de tu serie favorita en el momento que se emite.

Aunque no sea algo tan jugoso, pues generalmente estas series pueden verse en el apartado de televisión a la carta de los canales españoles, el servicio también incorpora series españolas, principalmente de las emitidas por TVE y Antena3. Aunque la comodidad y mejora del streaming que aporta Netflix sin duda merece la pena si eres fan de la ficción nacional.

Películas

En esta parte el catálogo flojea excesivamente y llegamos a la conclusión de que estrenos y Netflix no van de la mano. El catálogo es pobre, pero además, difícilmente encontrarás películas posteriores a 2013. En este sentido, el servicio se plantea más bien como una forma de ver películas de hace unos años que se te pasaron o que quieres recuperar. Ya sabíamos que Netflix no venía a competir con las salas de cine, pero también se cuida muy mucho de no pisar el mercado del Blu-Ray.

Por otro lado, de momento el servicio se centra en un puñado de películas de la última década con alguna breve incursión en los 90 y muy esporádicas en los 80. Por tanto, los amantes del cine clásico no están nada de enhorabuena con Netflix. Tampoco el cine de autor está retratado, por lo que podemos concluir que de momento, Netflix España no es para cinéfilos.

Documentales y animación

En comparación a otros contenidos, el apartado de documentales parece bastante exhaustivo y con potencial dentro de la plataforma. Quizá porque no es un ámbito tan lucrativo ni con tantos problemas de derechos, el catálogo no está nada mal para ser el comienzo.

Tampoco está mal el catálogo de animación, está claro que Netflix España quiere enfocarse a las familias y sabe que los peques son los reyes de la casa. Por ello, la sección de infantil parece fuerte, aunque eso sí con la ausencia de Disney, cuyos derechos imaginamos que no son fáciles de adquirir. También conviene señalar que trae por defecto perfil para usuarios infantiles, que bloquean el contenido adulto, algo que aliviará a los padres.

Por otro lado, echamos de menos más productos de animación para adultos, como por ejemplo anime, que se antoja un segmento que funcionaría muy bien y no está demasiado representado.

netflix españa opinión

Interfaz y streaming

Si algo destaca de Netflix España y es lógico puesto que es algo ya testado en medio mundo, es la interfaz. Es sencilla y limpia, permite búsquedas por películas y personas (actores, directores), permite aplicar idiomas y subtítulos y en definitiva es muy funcional. Sí que podemos quejarnos de lo lioso de sus categorías sugeridas, ya que se empeña en listar contenidos similares a lo que te gusta. El comportamiento de estas recomendaciones parece totalmente aleatorio, ya seas fan de Alien o de Peppa Pig. Esperemos que esto se subsane cuando el catálogo sea más amplio y por tanto el filtro pueda ser mayor.

Por otro lado el streaming es sensacional, un lujo que se adapta a todos los dispositivos y conexiones, ajustando automáticamente la calidad y evitando los cortes y los molestos problemas de carga a toda costa. Sin conocer a fondo el resto de sistemas, parece obvio que éste es uno de los puntos fuertes para el triunfo internacional de Netflix.

 

Netflix, ¿el fin de las descargas?

Netflix ha supuesto a lo largo del planeta y se espera que en España también, un cierto freno a las descargas. La lógica es clara, si dispones de una buena oferta audiovisual a precio razonable, el usuario se verá menos tentado a descargar material por vías alternativas. Pero realmente aquí la clave es la comodidad.

Actualmente para visionar una película, pongamos que en versión original y con subtítulos tienes que pasar por un proceso que va desde tener localizadas webs donde encontrar la película y los subtítulos correspondientes, bajarte ambas cosas, con la consecuente espera y rezar porque todo esté ok en el momento de verlo. Puedes enfrentarte a problemas tediosos como subtítulos desincronizados, calidad de vídeo o audio que no son las ideales, etc.

En eliminar este proceso, complicado para el usuario más casual y tedioso incluso para el avanzado, radica el éxito de Netflix. En cambio, hablamos de un servicio multidispositivo en el que te conectas, buscas y le das al play, sabiendo que vas a tener la mejor calidad y los subtítulos adecuados.

Pero esto no quiere decir que haya que desterrar las descargas. Netflix, como Spotify y como todos los servicios aglutinadores de cultura está llamado a ser incompleto por definición. Aparte de que los títulos aparecen y desaparecen según las negociaciones de derechos, nunca va a llegar a los márgenes, a cubrir esa parte de la cultura que no es mainstream y donde a menudo encontraremos lo más interesante. Cortometrajes, cine independiente… seguramente sean aspectos en los que Netflix siempre flojeará. Por tanto no debemos ver Netflix como una amenaza al torrent, sino como servicios, en su caso, complementarios.

 

Competencia en el VOD

No hay duda de que Netflix llega tarde al mercado español, conservador en el tema de la televisión a la carta. En este tiempo, otros actores han tomado la iniciativa así que la pregunta es si será Netflix España capaz de desbancarles.

  • Movistar+: Seguramente el servicio más fuerte es la televisión de pago de Movistar. Este servicio tiene como ventaja que gana en novedades y podemos ver series a la par que se estrenan en USA. Pero el precio es elevado, en torno a los 20 euros y nos obliga a tener contrato de telefonía e Internet con Movistar, lo que a mi juicio lo saca de la batalla. Pero Movistar quizá no opina lo mismo, ya que parece que podrían estar capando Netflix a propósito.
  • Wuaki: El precio de esta plataforma es más asequible y cercano a la alternativa más barata de Netflix, pero también destaca por un catálogo pobre, si bien cuenta con marcas potentes que no tiene Netflix, como HBO y Disney. Todo apunta a que será la gran perjudicada por la llegada de Netflix.
  • Filmin: Por otro lado y ya que hemos señalado que Netflix no ha apostado en su lanzamiento por el mercado cinéfilo, Filmin barrería en el segmento del cine de autor sin comparación posible.

Creo que no arriesgo mucho si digo que Netflix va a acabar con su competencia con relativa facilidad u obligarla a especializarse en otros segmentos. No sólo porque su marca es tan potente que la teníamos interiorizada incluso antes de poderla disfrutar, sino porque el servicio es realmente bueno y como apuesta de futuro, parece la más fiable. Todo el mundo está ya esperando que crezca el catálogo de forma exponencial.

 

VPNs y Netflix estadounidense

El catálogo de Netflix es precisamente, uno de los mayores escollos en el nacimiento de la versión española del servicio. En Internet es difícil ponerle puertas al campo y muchos usuarios españoles ya venían utilizando Netflix a través de proxys (VPNs) que les permitían conectarse como usuarios de otros países en los que la red funcionaba ya a pleno rendimiento.

Ahora que Netflix España es una realidad, las comparaciones son odiosas y más de uno opta por seguir consumiendo el catálogo de la versión americana. Esto es un problema marginal, dado que sólo una pequeña parte de los internautas tienen la destreza o el arrojo para hacer esto, pero sin duda es un problema que se deberá solucionar ampliando el catálogo de manera drástica.

 

netflix españa, comodidad

Ésta es toda la preparación que tendrás que hacer con Netflix España     FOTO: Pixabay

Netflix España, ventajas y escollos

Like:

  • Rapidez y comodidad que vence a su competencia.
  • Streaming muy bueno y adaptable a conexiones lentas automáticamente.
  • Compatible con todos los dispositivos (smart tv, ordenador, android, PS3…) gracias a su interfaz HTML5.
  • Binge-watching, que se refiere a la posibilidad de ver series con los capítulos encadenados, saltándote el opening.

Dislike:

  • Catálogo aún pobre en cantidad.
  • Sectores especialmente débiles, como el cine clásico o de autor.
  • El sistema de recomendaciones es totalmente aleatorio.

 

En cualquier caso, es el momento de probarlo gracias al mes gratis que ofrecen. Si antes de que venza el mes te das de baja, no te cobrarán nada y para los más precavidos con estas cosas, puedes registrarte con paypal, de modo que no tengan tu información bancaria. Y si lo has probado, no dejes de contarme tu opinión.

Deja un comentario

Comentario