en Social Media

Extrema tu seguridad en Facebook

Facebook, la red social más grande del planeta, no vive sus mejores momentos. Los escándalos públicos han sacado a relucir su escasa preocupación o escrúpulos al tratar con información de sus usuarios. Mientras Facebook se reinventa o no, es fundamental que nosotros seamos quienes nos preocupemos por salvaguardar nuestros datos.

seguridad en facebook

No es ningún secreto que Facebook nunca ha sido el lugar más seguro en el que tener nuestros datos personales. Esto es algo que aceptamos ya que la red nos ofrecía ciertas contrapartidas. Pero ante la devaluación de sus contenidos y escándalos como el de Cambridge Analytica, muchos han decidido abandonar una red que antes no cuestionaban.

Si quieres irte, sólo la última parte de esta larga entrada te servirá. Si eres de los que no quiere llegar a tal extremo, porque tienes muchas relaciones en Facebook, pero aún así te preocupa, sigue leyendo.

¿Qué puedes hacer tú para minimizar el riesgo de que se viole tu privacidad?

El problema es que no hay un botón mágico que lo consiga. Facebook es una red enorme y sus opciones de configuración son múltiples y están en diferentes submenús. Tanto que la mayoría de usuarios de Facebook nunca se ha preocupado en configurar su privacidad. Además, mantener una seguridad aceptable en Facebook debe ir acompañado de unos usos racionales de la herramienta.

Pero antes de empezar, este artículo se enfoca al Facebook de uso personal, que es el más común. Si tu perfil de Facebook es de contenidos profesionales la cosa cambia, pero cuando tenemos una cuenta personal para compartir cosas con amigos y familia, debemos restringir al máximo tanto la visibilidad como la cantidad y tipo de datos que ofrecemos. De este modo, garantizaremos nuestra seguridad y la de quienes nos rodean.

No hay que olvidar que estamos hablando de una empresa que ha reconocido incluso almacenar datos de gente que ni siquiera tiene cuenta en Facebook. No podemos dejar en sus manos la gestión de nuestros datos y despreocuparnos.

El menú Configuración, el cofre de la seguridad en Facebook

A la derecha arriba, al lado de las notificaciones tenemos un menú desplegable. Tendremos que entrar a “Configuración” y aquí tendremos el grueso de opciones que nos permitirán tener un Facebook más seguro y menos intrusivo. Es recomendable que revises TODO, porque seguramente descubrirás que hay cosas que no están como a ti te gustaría.

facebook configuracion

En este artículo no nos vamos a parar en todos los apartados. La mayoría se explican solas, pero queremos hacer hincapié en las opciones y prácticas que te van a permitir tener un Facebook más privado y más seguro.

1. Tu nombre

El nombre de Facebook es muy importante y determinará muchos aspectos de nuestra privacidad. Si nuestro Facebook es meramente personal hemos de plantearnos si necesitamos ser exhaustivos en esta identificación. Facebook siempre ha hecho hincapié en el uso de nombres reales. ¿Por qué? Porque es la base de su negocio, cuánto más veraces sean sus datos, más dinero valen.

Para empezar, es recomendable huir del formato “nombre + dos apellidos” que, junto a cualquier otro dato como nuestra ciudad no dejará dudas acerca de quién somos. Además, si nuestro entorno cercano nos conoce por algún mote o simplemente nos apetece usar un nick, siempre será una opción más segura.

 

2. Ponle una contraseña segura

Un clásico. Si estás usando una contraseña demasiado simple, fácil de adivinar o que utilizas ya en otros servicios de Internet, debes darle una vuelta. Aquí puedes encontrar un post muy completo para crear contraseñas seguras y eficaces.

 

3. Elige quién puede ver las publicaciones

Cuando publicamos en Facebook, hay básicamente 3 opciones de visualización.
– Solo yo: No tiene mucho sentido, a no ser que quieras usar Facebook como diario privado. Lo cual… no tiene mucho sentido. 😉
– Amigos: Es la configuración óptima, sólo tus amigos ven tus cosas.
– Amigos (filtrando): Está bien tener la opción pero no es práctico andar sacando gente de la lista cada vez que publicamos algo nuevo. Además, te puedes equivocar y liarla parda. Si vas a contar cosas que quieres ocultar a ciertos amigos, mejor que no les tengas como tales. Y si quieres contar algo a unos pocos amigos, díselo por privado.
– Público: Lo ve todo el mundo. Mucha gente tiene el Facebook así, lo que puede estar bien en un Facebook de corte profesional. Pero la mayor parte de la gente acumula en Facebook muchas fotos suyas, de amigos y familiares, así como datos privados. Y que sean de libre acceso no es la mejor idea.

La trampa: Aunque tú configures que sólo vean las publicaciones tus amigos, a menudo las aplicaciones externas te obligan a cambiarlo a público, porque de ese modo ellas se publicitan mejor al publicar cosas en tu nombre. Y entonces se nos queda en modo público para siempre si no nos damos cuenta de volver a cambiarlo después.

Por ello, es especialmente relevante la opción “Limita la audiencia de tus publicaciones antiguas en tu biografía” que permite que tus publicaciones anteriores pasen a estar también en modo “solo amigos”. Hacerlo una por una sería un trabajo duro.

En este sentido, ten en cuenta que cuando publicas en el perfil de otra persona, quedas a merced de las opciones de privacidad de esa persona. Es decir, que si él lo tiene público, tu post será público.

facebook privacidad espionaje

Hay quien no se fía mucho de estas opciones 😉

 

4. Evita ser etiquetado donde no quieres

En la sección “Biografía y etiquetado” tienes las opciones que te permitirán controlar tu propio muro. Es aconsejable que restrinjas estas opciones a “Amigos”, pero quizá te interese ir más allá, por ejemplo haciendo que las fotos en que te etiquetan sólo sean visibles para ti.

Pero la clave aquí es activar “¿Revisar las publicaciones en las que te han etiquetado antes de que aparezcan en tu biografía?”. De lo contrario, estaremos compartiendo fotos en las que aparecemos antes siquiera de verlas nosotros y estudiar si son adecuadas o no.

Independientemente de estas restricciones, tienes que saber que nada de esto impide que alguien suba fotos en las que aparezcas. Lo único que puedes conseguir es que esa foto no se enlace contigo. Si deseas eliminar una foto en la que apareces y que ha subido un amigo, tendrás que pedírselo o, llegados al extremo de que no quiera quitarla, denunciarlo.

5. No aceptes amigos que no conoces

A menudo, que alguien quiera ser amigo nuestro lo vemos como un halago. No en vano, las redes sociales son un gran masaje para nuestros egos. Por ello hay quien acepta a cualquiera, aunque no sepa bien quién es. Ojo con eso, pues estás garantizando a esas personas (y sus aplicaciones) el acceso a datos tuyos privados y con ello se multiplican los riesgos de seguridad.

Algo que puede venirte bien, aunque no sea infalible es en “Configuración>Privacidad, ir a la sección “Quién puede enviarte solicitudes de amistad” y seleccionar “Amigos de amigos”. De este modo te aseguras que esa solicitud proviene de alguien que ya conoce a alguien de tu entorno.

Igualmente aprovecha de vez en cuando para hacer una limpieza de amigos, igual que haces limpieza de tu casa. Gente con la que no tienes contacto real ni te interesa, gente inactiva en la red, gente que no recuerdas quién es… debería ir fuera de tu lista.

6. Protege a tu entorno de Facebook

En ese mismo apartado, podemos controlar quién puede ver nuestra lista de amigos. Por defecto está en público, lo que no vale más para que te puedan cotillear. Mejor ponerlo en “Amigos” o incluso “Solo yo” porque realmente, ¿a quien le importa qué otros amigos tienes?

facebook privacy meme

7. Protege tu forma de contacto

Algo que mucha gente no sabe, es que a través de tu correo electrónico o de tu móvil (si lo has proporcionado), cualquiera puede buscar tu perfil de Facebook. Es decir, en cualquier sitio que hayas dejado tu e-mail alguien puede cogerlo, meterlo en la caja de búsqueda de Facebook y ver quién eres. Aunque no le permitas hacerse tu amigo ya puede relacionar tu e-mail o teléfono con tu nombre. Si estás usando en Facebook tu nombre real, tanto peor.

 

8. Bloquea tu perfil en Google

La opción “¿Quieres que los motores de búsqueda fuera de Facebook enlacen a tu perfil?” controla si al buscar tu nombre en Google o Bing va a salir tu perfil de Facebook. Lo más seguro es desmarcar esa casilla, porque no tiene sentido que alguien te agregue como amigo tras buscarte en Google, especialmente cuando ya te puede buscar dentro de Facebook. O sea que solo vale, una vez más, para cotillear.

 

9. Cierra la sesión a distancia

Algo muy importante cuando usamos Facebook en equipos que no son solo nuestros (en el trabajo, en una biblioteca, etc.) es cerrar la sesión. De lo contario, cualquiera podrá acceder a nuestros datos.

Pero si te olvidas de hacerlo en el momento no te preocupes, porque aún tienes la opción de “Seguridad e inicio de sesión” que almacena todas tus sesiones. Dale a “Ver más” para el listado completo. Es posible que algunas de las que aparecen dupliquen el dispositivo, por ejemplo si has entrado con el móvil tanto por web o como por app, o si usas varios navegadores. En todo caso, elimina todas las que no uses actualmente. Y si tienes dudas, elimina todas y logueate de nuevo únicamente donde lo necesites.

Es importante combinar esto con la opción de “Recibir alertas sobre inicios de sesión no reconocidos”, que te avisará si hay conexiones sospechosas, para que les deniegues el acceso.

 

Aplicaciones y Anunciantes, la economía de Facebook a costa de tu privacidad

Tras estas pinceladas de protección básica de nuestros datos, vamos directamente al apartado que ha causado toda la polémica. Es decir, a las aplicaciones de terceros que acceden a la información de Facebook para darle usos poco escrupulosos.

aplicaciones-facebook

Aplicaciones y sitios web

En esta sección verás un listado de páginas y empresas. ¿De dónde salen? Son aplicaciones a las que tú has dado acceso a tus datos. Tal vez creas que eso es imposible, que más de una ni te suena. Pues bien, cada vez que participas en un sorteo de Facebook, haces un cuestionario de humor o juegas a un juego online estás dando este acceso. El problema es que, aunque sólo lo uses una vez, si no lo quitas manualmente, ese permiso queda para siempre. Y es posible que te encuentres con decenas de aplicaciones que tienen acceso a tus datos, todo un coladero de seguridad.

Solución: borra todas las que no sean estrictamente necesarias y sobre todo las que ni sepas qué son. Y al hacerlo selecciona “También eliminar todas las publicaciones, las fotos y los vídeos que estas aplicaciones y sitios web podrían haber publicado en Facebook en tu nombre.”

Recuerda hacer esto periódicamente, porque, aunque a partir de ahora tendrás más cuidado, se te seguirán colando cosas de las que luego te olvides.

 

Preferencias de anuncios

Facebook te ofrece anuncios personalizados en función de los intereses que hayas ido mostrando. Pero esto que suena tan bien, ¿te beneficia más a ti o a ellos? Si te preocupa tu privacidad, debes minimizar las cosas que Facebook y sus partners saben de ti.

Intereses

Si vas a “Preferencias de Anuncios” verás como Facebook tiene bien guardaditos tus intereses (todos los likes que has ido dando). Conviene que limpies este historial, aunque cierto es que Facebook no los borra del todo, pues quedarán en el apartado “Intereses Eliminados”. Con ello te haces una idea de las sibilinas prácticas de Facebook en cuanto al control de la privacidad y por qué debemos pasarnos de precavidos para mantener un buen equilibrio.

Anunciantes con los que has interactuado

En esta sección te dicen (en inglés) que “Estos anunciantes ponen anuncios usando una lista de contactos que subieron a Facebook, que incluye información de contacto que tú compartiste con ellos o con alguno de sus partners”. O sea que por ejemplo si tu te suscribes a una lista de correo de Apple, éstos pueden usar esos datos para darte la brasa en Facebook. Este mercadeo de datos muy buen rollo no da, así que todo lo que no sepas que es, elimínalo. Ten en cuenta que a la derecha hay un menú que pone “Más”.

anunciantes

Tu información

Aquí se muestra la información sobre ti que se comparte con los anunciantes. Lo mejor es que ya restrinjas y elimines toda la información que no sea totalmente necesaria tener en tu perfil. Y una vez hecho esto, venir aquí y desactivar más cosas. Ten en cuenta que para los anunciantes es relevante saber si estas soltero (por ejemplo para anunciarte sitios de citas), el modelo de móvil que posees (para anunciarte apps o nuevos modelos), si resides fuera de tu país de origen (para anunciarte vuelos a casa), etc. Mi consejo, borrar todo o al menos borrar todo lo que sea cierto.

Configuración de anuncios

No, No y Nadie es todo lo que hay que decir de estas opciones a no ser que quieras anuncios personalizados.

Ocultar temas de anuncios

Ésta sección es bastante WTF puesto que nos permite ocultar anuncios de 3 temas. En concreto Alcohol, Paternidad y Mascotas. Que alguien me explique cuál es el nexo común a estas 3 áreas.

 

Abandonar Facebook

La opción más radical pero, ¿por qué no? Mucha gente está abandonando Facebook. Tú debes valorar lo que te aporta. Hay quien realmente le saca partido a Facebook y hay quien sólo pierde el tiempo, cosa que también está bien si eso es lo que buscas.

Si decides irte, tienes dos opciones:

Desactivar tu cuenta de Facebook

Si decides decirle adiós a Facebook, una opción es desactivar tu cuenta. Esta opción es para tomarse un respiro de la red social o por si crees que ahora mismo no te aporta nada, pero no quieres arrepentirte más adelante. Tu perfil e información seguirá en Facebook, sólo que será inaccesible. Para reactivarlo, sólo deberás volver a loguearte.

Ojo con esto porque, tal como Facebook avisa, “Al desactivar tu cuenta, se desactivará tu perfil y se borrará tu nombre y tu foto de LA MAYOR PARTE del contenido que has compartido en Facebook. Algunas personas podrán seguir viendo cierta información, como tu nombre en su lista de amigos y los mensajes que hayas enviado.”

En otras palabras, si quieres borrar todo rastro tuyo de Facebook tendrás que ser más minucioso y hacer cosas como vaciar tu lista de amigos e incluso borrar tus comentarios en muros ajenos antes de desactivar tu cuenta. No es nada satisfactoria la forma de proceder de Facebook en este sentido, porque viene a decirte que tu cuenta “puede dejar rastros” sin concretar bien cuáles serán.

Si quieres desactivar tu cuenta deberás ir a Configuración>General>Administrar cuenta>Desactivar tu cuenta o ir directamente a este enlace.

Messenger debes desactivarlo después, de forma separada.

 

Eliminar tu cuenta de Facebook

Si has tomado la decisión de abandonar Facebook y tu intención es no volver ni quieres que guarde nada de tu información, esta opción supone un borrado irreversible. No hay vuelta atrás y si un día quisieras volver a Facebook te tendrías que hacer una nueva cuenta. Como todos tus datos se van a perder, es aconsejable que antes hagas un par de cosas:

  1. Bajarte la copia de seguridad con tus contenidos, porque puede que haya fotos o vídeos que sólo guardes en Facebook y también para ser consciente de qué información tuya hay en Facebook.
  2. Como hemos dicho a la hora de desactivar, es recomendable que antes de borrar tu cuenta, borres tú manualmente ciertos contenidos sensibles como tu lista de amigos, tus archivos multimedia o tus comentarios en muros ajenos.

Click aquí para eliminar cuenta de Facebook.

 

seguridad en facebook infografía

Hay más aspectos relativos a la seguridad y la privacidad en Facebook, pero hemos cubierto los más relevantes. En definitiva, espero que con este post hayas conseguido:

  • Aclarar algunos conceptos sobre la privacidad en Facebook.
  • Conocer y controlar quién puede ver tu información.
  • Desarollar una relación más sana con la red social, que vaya más en tu beneficio que en el de Facebook o sus anunciantes.

El objetivo final es plantearnos nuestro uso de esta red social y cualquier otra. Si nos da más problemas o preocupaciones que ventajas, podemos decirle adiós o restringirlo lo más posible.

Y si el caso de Facebook te ha hecho replantearte a quién entregas tus datos a la hora de navegar, tal vez te interese esta entrada de alternativas a Google o incluso plantearte usar un navegador alternativo como Tor.

 

Deja tu comentario

Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.