en Comunicación

Cómo escribir en Pulse de LinkedIn

Pulse de LinkedIn puede darle una nueva oportunidad a tus posts. La red profesional te permite publicar artículos mejorando tu imagen personal, el SEO y el alcance de tus contenidos. Aunque tal vez necesites algún truco para entrar en este selecto club de autores de LinkedIn Pulse…

escribir en pulse de linkedin

LinkedIn cuenta con un sistema diseñado para que influencers profesionales compartan sus conocimientos con la comunidad. Conocido como Pulse, lo solemos ver en forma de artículos de dichos expertos. Pero ¿y si damos el salto al otro lado? ¿Por qué no publicar también?

LinkedIn Pulse es una excelente oportunidad para ganar visibilidad en esta red, llegando mejor tanto a tus contactos como atrayendo la atención más allá de tu red profesional. Esto sucede porque mientras las actualizaciones normales aparecen en los feeds de noticias cuando abrimos la web, una publicación de Pulse envía una notificación a toda tu red. Además, si el artículo se hace popular en tu red, LinkedIn decidirá que es un contenido que merece ser mostrado a más gente que aún no te conoce.

 

El eterno problema del bloguero

Crear contenidos de calidad no es fácil, hay que tener muchas cosas en cuenta, lleva mucho tiempo. Y es frustrante dedicar esfuerzo a escribir un post para ver que luego no llega a tanta gente como nos gustaría.

Uno de los mayores problemas de los creadores de contenido es que éste no se valore, porque es trabajoso construir una base de audiencia sólida. ¿Qué me dirías si puedes llegar a un público tan segmentado como quieras, motivado y con tus mismos intereses? Pues eso es publicar en Pulse de Linkedin.

 

¿Qué contenido publicar en LinkedIn Pulse?

Es lógico pensar en Pulse de LinkedIn no como si fuera otro blog cualquiera, sino como una herramienta diferente. Aquí nos vamos a enfocar a una audiencia muy específica, generalmente compañeros de nuestro sector y reclutadores. Por tanto, debemos seleccionar cuidadosamente los contenidos a publicar, para que en su conjunto ofrezcan una imagen coherente de nuestros conocimientos.

Por esto mismo, la frecuencia debe ser moderada. Si en un blog nos obligamos a publicar para mantener la atención de nuestros lectores, esto se trata más de publicar contenido que te defina como profesional. Publicar demasiado resultaría molesto. Cada publicación que haces, envía una notificación a la gente de tu red. Llamar la atención está bien, pero no querrás que tu nombre se asocie a spam. Piensa en un máximo de una publicación al mes para no cansar.

 

Me has convencido, ¿cómo escribo en Pulse de LinkedIn?

Ésta es la parte tramposa, seguramente no has visto la opción para publicar estos artículos de los que hablo. Aunque hay una minoría a la que se le ha activado, el público hispanoparlante en general carece de la opción de publicar en Pulse. Parece que tristemente, LinkedIn quiere impulsar que toda su plataforma se entienda en inglés.

¡Pero no te vayas aún! Hay un truco facilísimo para publicar en Pulse de LinkedIn, que es cambiar el idioma de tu interfaz. Esto va a hacer que veas los menús en inglés, pero creo que merece la pena para desbloquear la publicación en Pulse.

Para ello, tienes que pinchar en la miniatura de tu foto arriba a la derecha. En el desplegable, elegir idioma y cambiarlo a Inglés.

Una vez que lo hayas hecho, verás que a la hora de publicar, te aparece un botón nuevo. Ya no puedes sólo añadir un enlace (share an update) o una imagen (upload a photo), sino también escribir un artículo de Pulse (write an article).

escribir en pulse de linkedin

Una vez clickes en escribir artículo, LinkedIn te llevará a LinkedIn Publishing, una interfaz desde la cual escribir tu post y editarlo de una forma muy visual.

linkedin pulse imagen

La interfaz para publicar en LinkedIn Pulse es muy sencilla y visual

 

Pulse y el SEO

Todo esto suena muy bonito, pero probablemente te plantees si publicar en LinkedIn el mismo contenido de tu blog es una buena práctica SEO o no. Aunque lo interesante de Pulse es poder reutilizar contenido que ya hemos generado, es una máxima en el SEO no duplicar contenido.

Pero quizá Google no es tan estricto cuando se trata de Pulse de LinkedIn. Hay diferentes consideraciones.

Por un lado, autores que lo han probado aseguran que no se considera contenido duplicado, a menos que el contenido sea sospechoso de spam o black hat SEO, es decir, con keyword stuffing, etc.

En cambio, algo que sí podemos sufrir es que el nuevo post, pese a ser publicado después, mejore al antiguo en las búsquedas. Esto se debería a la gran autoridad del dominio de LinkedIn. Puede ser un riesgo, pero cada cual debe decidir si vale la pena correrlo y si, de suceder esto, nos perjudicaría o no.

En mi opinión, no merece la pena correr riesgos. Primero porque los algoritmos de Google cambian y lo que hoy no se penaliza mañana quién sabe. Y segundo porque aunque reciclemos el fondo, vale la pena adaptar nuestro post, ya sea de forma leve o exhaustiva. Para esto consideraremos qué es mejor para cada texto pero podemos:

  • a) Copiar el texto original e ir cambiando aspectos de cada frase. A priori parece más fácil, pero si queremos que no se parezcan, puede hacerse muy trabajoso.
  • b) Quedarnos con las ideas principales y reescribirlas. Seguramente nuestra perspectiva haya cambiado desde que escribimos el post original y podamos contar lo mismo de forma natural y con otras palabras.

Importante, hablamos siempre de dejar una ventana temporal entre tu post original y su republicación en LinkedIn Pulse. Un par de semanas sería lo ideal para que haya un margen de seguridad suficiente.

 

Los detalles marcan la diferencia

LinkedIn Pulse puede ser una nueva oportunidad para tus contenidos. Entonces, ¿por qué no probar cosas nuevas? Aprovéchala y ten en cuenta estas cosas:

  • Cambia el título. Decidas remozar el artículo o no, cambia el títular, pero no por cuestiones de SEO. Tienes una segunda oportunidad para atraer lectores, aprovéchala.
  • Diseña una nueva imagen de portada. La imagen de un post es fundamental para llamar la atención. Cámbiala para atraer nuevos lectores. Y piensa, de nuevo, en el tipo de público más profesional de LinkedIn.
  • Incluye enlaces. Igual que sucede en tu blog, un post incluirá a menudo otros términos o conceptos de los que ya has hablado antes. Introduce enlaces también en tu artículo de Pulse y redirige tráfico a tu web.
  • Incluye llamadas a la acción. Con Pulse puedes potenciar tu imagen personal desde LinkedIn pero también puedes ir más allá. Introduce al final del texto un link a tu web, al artículo original o a otras de tus redes sociales.
  • Puedes publicar sólo parte del artículo original, incluyendo un “leer más” que redirija a tu web. Personalmente esto me parece redirigir tráfico de forma muy obvia pero hay quien lo recomienda.
  • Facilita el contacto. Puedes invitar a los lectores a comentar o quizá a contactarte en privado para más información.
  • Asegúrate de tu buena presencia en LinkedIn. Al publicar en Pulse, expones tu perfil, es decir, tu tarjeta de visita virtual, a más gente. Así que antes de publicar es muy importante optimizar tu perfil de LinkedIn y evitar errores de principiante.

 

De esta forma podrás aprovechar tus mejores contenidos, darles una nueva vida y mejorar tu marca personal, todo en un mismo proceso gracias a LinkedIn Pulse.

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Deja un comentario

Comentario